reconoce sus orígenes

Espacios de aprendizaje: de la fogata al ciberespacio

Publicado: 2015-08-09

Encontrar el espacio apropiado para aprender es un reto, principalmente porque por cientos de años se ha establecido como estándar una configuración de aula: un profesor habla frente a decenas de alumnos sentados en filas y columnas. ¿Es acaso la única forma de disponer un espacio de aprendizaje?

Esta semana, durante el III Encuentro docente de la UPC, se conversó sobre los diseños de los espacios de aprendizaje y cómo en los últimos 100 años habían permanecido prácticamente sin cambio, es decir muy parecidos a la foto que usamos de encabezado tomada de la famosa película The Wall.

La crítica detrás de esta configuración está en que se soporta sobre el principio de que el docente transfiere conocimiento hacia el alumnos y que la mente de los alumnos es algo así como un recipiente vacío que espera ser llenado. De esta forma se deshumaniza a los estudiantes convirtiéndolos en "productos" estándar (con un sello de calidad) para que puedan ser ofrecidos al mercado.

La fecilitadora del debate, Stephanie Hamilton, propuso pensar los espacios de aprendizaje a partir de cuatro metáforas planteanteadas por David D. Thornburg en el texto "Campfires in Cyberspace: Primordial Metaphors for Learning in the 21st Century".

La fogata



Desde hace miles de años, señala Thornburg, el conocimiento es transferido de generación en generación mediante historias. Las historias han sido contadas generalmente por un anciano sabio para los jóvenes, , muchas veces el espacio era frente a un fuego, como el de una fogata.

Esta configuración es la que ha imperado en la educación, solo que hoy, en lugar de fuego usamos un proyector multimedia, pero el concepto es el mismo: todos escuchan mientras uno habla.

El pozo de agua

El punto de reunión natural de los animales es la fuente de agua. Es un espacio informal, desordenado, en el que la diversidad y el caos (a diferencia del aula tradicional representada por la imagen de encabezado) emergen como valores.

Una fuente de agua hoy son las cafeterías, los patios y jardines, e incluso espacios creados especialmente para el intercambio informal como los makerspaces o hackerspaces

El aprendizaje en el abrevadero es menos formal, es el aprendizaje entre pares, compartir de los rumores, noticias, chismes, sueños y descubrimientos que nos impulsan hacia adelante. cada participante en el pozo de agua es  alumno y maestro a la vez.

En la actualidad los pozos de agua son comunidades virtuales como las que describe John Green en esta charla de TED

La cueva

La cueva es el espacio para la razón, típicamente las bibliotecas han sido las cuevas para los estudiosos para quienes requieren aislarse del ruido y de cualquier distracción. 

El aprovechamiento de este tipo de espacios requiere disciplina y autocontrol, es apropiado cuando se cuenta con los recursos de aprendizaje disponibles.

En el aprendizaje a distancia y online, los estudiantes hacen de su espacio de aprendizaje individual una cueva, deben contar con todos los recursos disponibles y la disciplina necesaria para gestionar de manera responsable el tiempo dedicado al aprendizaje.

Está claro, sin embargo, que no aprendemos de una sola forma y que por lo general utilizamos estos tres tipos de espacios combinados muchas veces incluso con tecnología que antes era prohibida. Lo importante, según señalan los profesores Malcolm Brown y Philip Long, es establecer claramente los requerimientos del usuario antes de definir el diseño del espacio y que el mismo sea flexible, de forma tal que pueda ser acondicionado para cada usuario distinto en un momento distinto.

Es importante tener en cuenta que el aprendizaje ocurre en todas partes y no podemos pretender que todos los estudiantes aprendan en el mismo lugar, momento, ni de la misma forma. 

Finalmente, es necesario tomar en serio la implementación de los espacios, no como una moda o la copia de casos exitosos como las oficinas de Google, pues de nada srvirán los espacios coloridos y llenos de tecnología si son utilizados de la misma forma, ver por ejemplo esta infografía que presenta como el "aula del siglo XXI" una configuración muy parecida a la de los últimos 100 años, solo que con nueva tecnología.

Jorge Bossio

Twitter: @jbossio

Aquí algunos ejemplos:











Escrito por

Jorge Bossio

Infonomista, experto en TIC para el desarrollo, políticas de Internet y gestión del conocimiento.


Publicado en

EducAcción

Bibliotecas, TIC, acceso público a la información y el conocimiento, investigación académica, el futuro de la educación superior.